Trabajar duro para vivir tan feliz como un pobre

Erase una vez un empresario que estaba sentado junto a la playa en un pequeño pueblo brasileño.
Al girar la cabeza a su derecha vió a un pescador brasileño junto a un pequeño bote de remo en la orilla, al parecer había atrapado unos cuantos peces.
El empresario quedó impresionado y preguntó al pescador- ¿Cuánto tiempo tarda en pescar tantos?”-
El pescador respondió- Oh, poco tiempo.
-Entonces ¿Por qué no se tira más tiempo en el mar y así pesca más cantidad? El empresario se asombró.
-Esto es suficiente para alimentar a toda mi familia- dijo el pescador.
El empresario entonces le preguntó- Así que, ¿Qué hace el resto del día?
El pescador respondió- Bien, generalmente despertar temprano por la mañana, salir al mar a pescar unos peces, volver y jugar con mis hijos. Por la tarde, tomar una siesta con mi esposa,más tarde me reuno con mis amigos en el pueblo para tomar una copa, tocar la guitarra, cantar y bailar durante toda la noche.

El empresario ofreció una sugerencia al pescador.
-Soy doctorado en administración de negocios. Podría ayudarle a convertirse en una persona más exitosa. De ahora en adelante, debería pasar más tiempo en el mar e intentar atrapar tantos peces como sea posible. Cuando haya ahorrado suficiente dinero, podrá comprar un barco más grande y pescar más peces. Pronto podrá permitirse el lujo de comprar más barcos, establecer su propia empresa, su propia planta de producción de alimentos enlatadas y red de distribución. Por entonces, se habrá mudado fuera de este pueblo y a Sao Paulo y montar una sociedad.
El pescador continúa- Y después que?
El empresario ríe de todo corazón- Después de eso, se puede vivir como un rey en su propia casa, y cuando sea el momento adecuado, cotizar sus acciones en la bolsa, y usted será rico.
El pescador le pregunta- ¿Y después?
El empresario dice-Después de eso, usted puede finalmente retirarse, puede mudarse a una casa por el pueblo de pescadores, despertarse temprano en la mañana, atrapar algunos peces y, a continuación, volver a casa para jugar con los niños, tener una agradable siesta por la tarde con su esposa, y cuando llegue la noche, puede unirse a tus amigos para tomar una copa, tocar la guitarra, cantar y bailar durante toda la noche!
El pescador estaba perplejo- ¿No es lo que estoy haciendo ahora?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s